Categorías
AP98 Envase Mercados

El APET en su nueva era

Según un nuevo informe de investigación de MarketsandMarkets, se espera que el mercado de Polietilén Tereftalato Amorfo (APET) cobre un valor de 40.85 mil millones de dólares, a una tasa compuesta anual de 7.2% durante el período de pronóstico de 2017 a 2022.
Este crecimiento, refiere el estudio, se puede atribuir al incremento en la demanda de envases y embalajes para la industria de Alimentos y Bebidas fabricados a partir de dicho material, así como al cambio en el estilo de vida y los hábitos alimentarios de los consumidores, que cada vez más buscan alimentos listos para comer.
Con el título: “Mercado de Polietilén Tereftalato Amorfo”, el estudio proporciona un análisis exhaustivo de grandes empresas, como Covestro AG (Alemania), DAK Americas (México), Invista (Estados Unidos), entre otros. 

CRECIMIENTO EXPONENCIAL

En términos de valor, se proyecta que el segmento de aplicación de botellas del mercado de APET crecerá a la CAGR (Tasa de Crecimiento Anual Compuesto, por sus siglas en inglés) más alta durante el período de pronóstico.
Sobre este punto, es importante mencionar que el uso de Polietilén Tereftalato Amorfo para fabricar botellas destaca por su alta maleabilidad y naturaleza inerte, así como por ser liviano, y por su transparencia y resistencia. 
De acuerdo con la investigación de MarketsandMarkets, el uso del Polietilén Tereftalato Amorfo será cada vez mayor por el envasado de bebidas gaseosas, energéticas y productos farmacéuticos.
Asimismo, se espera que el mercado de APET de Asia Pacífico presente la mayor tasa de crecimiento anual en términos de valor, puesto que China, India, Corea del Sur y Australia son los países clave que contribuyen a la demanda de este material en dicha región.

JUGADORES DESTACADOS

Indorama Ventures Public Company Limited (Tailandia) es uno de los principales productores de APET en el mundo. La Far Eastern New Century Corporation (FENC) (Taiwán) es otro líder a nivel mundial. 
En abril de 2013, FENC entró en una empresa conjunta con Ishizuka Glass Co., Ltd. (Japón) para establecer la Far Eastern Ishizuka Green PET Corporation (Japón) y llevar a cabo la producción y distribución de su Polietilén Tereftalato reciclado (rPET) en el país.
 

Categorías
Negocios y Capital Humano

Asesoramiento a distancia; una forma práctica de superar el COVID-19 

Ahora más que nunca, mantener operaciones es clave si lo que se busca, frente al COVID-19, es impulsar el desarrollo económico. Las empresas esenciales, y las que no estaban en esta categoría, pero que empiezan a operar bajo los estándares de la nueva normalidad, deben incorporar estrategias de negocio innovadoras, como el asesoramiento a distancia. 
Para entrar en contexto, el asesoramiento a distancia no es otra cosa, sino una actividad no presencial sistemáticamente planeada. En el caso de MARTOR, experto en fabricación y venta de cuchillos y tijeras de seguridad de alta calidad, este modelo profesional de asesoría incluye, por ejemplo, la supervisión y el apoyo del instructor técnico capacitado. 

El Telediagnóstico 

A fin proteger al capital humano y a todos sus socios de negocio, MARTOR redujo al mínimo el contacto interpersonal de sus colaboradores. Adicionalmente, y en función de seguir ofreciendo al mercado un servicio especializado, creó el Telediagnóstico de MARTOR, un asesoramiento a distancia que no sólo soluciona cualquier duda relacionada al corte seguro, sino que promueve la mitigación del COVID-19
De acuerdo con los directivos, el cliente sólo debe marcar el 01 55 5687 2288 o enviar un correo electrónico a fragocorp@prodigy.net.mx para ser atendido. “Cuanta más información nos proporcione sobre las aplicaciones de corte o los cutters MARTOR que le hayan planteado un problema o una duda, mejor”. 
Además, se pueden adjuntar fotos o videos y una vez hecha esta operación, un asesor técnico se pondrá en contacto con usted para atender todas sus necesidades de manera personalizada.
“El objetivo de este asesor es identificar su problema de corte y recomendarle la solución pertinente. El problema puede estar relacionado con un cutter MARTOR o con un mango determinado y la mejor forma de resolverlo es a través de una videoconferencia”.
Este tipo de asesoramiento no presencial también puede aplicarse a la formación a distancia: por ejemplo, para compañeros de trabajo que acaban de incorporarse a la empresa y que no están del todo familiarizados con las aplicaciones de corte o los cuchillos MARTOR utilizados habitualmente; lo que permite reducir el riesgo de accidentes.
El resultado es que a través del Telediagnóstico obtiene beneficios por partida doble: recibe ayuda personalizada para lograr un corte eficiente y seguro y a la vez evita un riesgo de infección de COVID-19”.
 

Categorías
Top

Expo Poliplast frente al COVID-19: ¡Participemos y defendamos al plástico!

En términos generales, hay problemas en la Industria del Plástico, destaca Mónica Conde, directora general de Ambiente Plástico. De acuerdo con la investigación de mercado hecha por la compañía, al margen de la pandemia de COVID-19, la Industria del Plástico ya enfrentaba una crisis de características inéditas. 
Durante su participación en el webinar ‘Situación Actual de la Industria del Plástico’, organizado por Expo Poliplast, la ingeniera señaló la falta de líderes con talento a nivel mundial capaces de dirigir. “En América y en Europa, nuestros errores nos han llevado a esta crisis del 2020, que nos conduce, además, a una recesión”. 
No obstante, a pesar de los desafíos que la Industria del Plástico enfrenta, el crecimiento de este sector se mantiene, puesto que, desde la recesión de 1999 hasta los colapsos financieros en Nueva York por temas inmobiliarios, la industria, según explica, siempre ha reflejado un desarrollo sostenido. 
Crisis van y crisis vienen; en 2018 ya estábamos frenando nuestro crecimiento interno bruto: los economistas ya hablaban de una futura recesión que se vino a acelerar de una forma impresionante con esta pandemia de COVID-19”. 

Distribución global 

Por características de producción y acuerdos internacionales, los países y las fronteras mostraban ya un proceso de cambio, pero a partir de la contingencia sanitaria por COVID-19, se transformaron totalmente. “Hoy –asegura Mónica Conde–, la situación geográfica es distinta. En los últimos años, por ejemplo, Estados Unidos y la región de Norteamérica se habían mantenido como el productor más económico y de crecimiento en resinas commodities, sin embargo, China cada vez gana mayor participación”. 
En relación al impacto de la Industria del Plástico en el mundo, y tomando como referencia el Summary Global Plastics Flow, trascendió que la producción de materias primas fósiles y renovables es de 375 millones de toneladas (Mton), de las cuáles se manufacturan 410 Mton (el aumento ocurre porque se suman materiales reciclados); todo esto, para un consumo aproximado de 405 Mton, del cual se recicla alrededor del 9%, no más. 
En México, tenemos 15 empresas de materia prima y nos enfrentamos con fusiones; en maquinaria y moldes, 180 empresas: hay muy poca fabricación local; distribuidores de materias primas, 1,909 empresas; compuestos, 70 empresas; transformadores, 3 mil 500 empresas; producimos alrededor de 7.5 Mton al año; usuarios, 20 mil empresas; consumo, 11 Mton y disposición final 5 Mton. El plástico dentro de la manufactura en México representa el 3.6%, es decir, 260 mil millones de pesos”.  

Reciclaje en México

En reciclaje hay mucho que decir, puesto que México es líder en este campo y como menciona Mónica Conde, en el país se ha reciclado desde siempre: “sucede que antes daba pena decirlo, pero ahora es una tendencia que cobra valor entre los industriales por los objetivos sostenibles y de economía circular impulsados en todo el mundo”. 
Son, en este sentido, 145 empresas con procesos enfocados al reciclaje del plástico a nivel nacional, a través de las cuáles se suman 2 Mton de reciclado. 
Los principales mercados por tipo de plástico en México son el sector de envase (uno de los que más domina), construcción, particularmente en el PVC, y actualmente, por temas de COVID-19, el médico (hoy es el sector de mayor demanda)”. 
Sobre este punto, hay que subrayar que en todos los plásticos hay cierto nivel de reciclaje, y según los especialistas, en un futuro se podría hablar incluso de reciclaje químico; así lo mostró, por ejemplo, la pasada edición de la feria K, donde grandes jugadores de la industria trabajan en lo que podría parecer una utopía, pero no lo es. 

Tendencias en el mercado 

Ante la crisis sanitaria por COVID-19, y con base a la investigación de mercado de Ambiente Plástico, estas serán las principales tendencias: el ambientalismo seguirá y aunque estos grupos continuarán criticando al plástico, no habrá otro material que lo sustituya; los biobasados se mantendrán en la lucha y esto será complicado sobre todo ahora que el precio del petróleo es barato; se deberán ajustar objetivos más realistas al concepto de economía circular; para atender de manera personalizada los gustos del consumidor final se trabajará en menor volumen; aumentará el consumo en las industrias de Envase, Médico, Eléctrico y Construcción. 
Además, cobrará mayor relevancia la Manufactura Aditiva o Impresión 3D en los procesos industriales; habrán nuevos modelos de negocio y nuevas prácticas dentro de las organizaciones: medidas y protocolos estrictos de higiene por COVID-19, así como adopción tecnológica que permita a las compañías mantener sus operaciones; se verá un incremento en las ventas mediante e-commerce o comercio electrónico; será fundamental comunicar a la sociedad lo que la Industria del Plástico hace en función de reciclaje, por ejemplo; y el T-MEC (Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá), que, por cierto, entrará en vigor el próximo 1 de julio, abrirá al país nuevas oportunidades. 

Jugadores clave de la industria opinan

La apatía ha sido una constante, indica José Antonio Barroso, director administrativo de Haitian México. De acuerdo con el directivo, dentro de las asociaciones se requiere de mayor participación de los industriales para hacer frente a los desafíos actuales. “Es importante colaborar y buscar el diálogo con las autoridades para desarrollar juntos: industria y legisladores, reformas con bases técnicas y científicas”. 
Durante su intervención, también hizo hincapié en el potencial que México tiene en la manufactura de moldes: “Este no es un tema complicado como el que podría representar el desarrollo de maquinaria. México bien podría producir moldes y abastecer al mercado local; es un área de oportunidad muy importante”. 
Por su parte, Pablo Vargas, fundador y director general de Privarsa, recomendó a los futuros ingenieros o personas que buscan incursionar en la Industria del Plástico, especializarse. “A la gente que quiera ingresar aquí le recomiendo prepararse, hay muchos lugares donde se puede aprender de plásticos, de fabricación de moldes, entre otros”. 
A decir del directivo, ahora más que nunca, resulta vital fortalecer la cadena de suministros y ayudar a que el producto final fabricado en México sea competitivo a nivel mundial. “A pesar de que estamos en crisis sanitaria por COVID-19 siempre hemos sido una industria que ha crecido al doble o al triple del PIB mundial. Y coincido en que hay que comunicar mejor los beneficios del plástico. Es un sector muy interesante de alto crecimiento”. 
Respecto a la postura de los ambientalistas, Alfredo Leal, presidente de Polyempaques de Monterrey, apuntó: “Estoy de acuerdo con ellos, en menos de 60 días de contingencia, hasta las luciérnagas vimos en Monterrey, pero el problema no es por el plástico, ya que el plástico siguió circulando, la naturaleza se recupera muy rápido con la Industria del Plástico trabajando”. 
Finalmente, Juan Gerardo Cantú, gerente general de Industrias Polypro, hizo un llamado a las compañías para darles oportunidades a los ingenieros mexicanos recién egresados de las universidades, quienes, al no encontrar condiciones favorables para crecer profesionalmente en México, optan por migrar y desarrollar industria en otros países. 

 

Categorías
Industria Noticias

La producción de desinfectante contra el COVID-19 no para

Con el propósito de producir cantidades industriales de soluciones antibacteriales y abastecer el mercado, las alianzas entre compañías son cada vez más frecuentes. 
En respuesta a la pandemia del COVID-19, y a fin de proveer a las instituciones de atención médica que buscan alternativas efectivas a las soluciones tradicionales de limpieza antibacterial, Contec, por ejemplo, se alío con el fabricante Milliken & Company.
Un dato que quizá pocos conocen, es que el desinfectante de nivel intermedio registrado ante la EPA no sólo limpia, desinfecta y desodoriza, sino que ofrece una efectividad del 100% ante organismos vegetativos patógenos: MRSA, VRE y el virus A de la influenza Aviar (H9N2 y H1N1), además de que brinda una actividad residual que continúa hasta por seis meses. 
De acuerdo con Jack McBride, director ejecutivo de Contec, Inc., contar con un buen partner garantiza las capacidades de producción masiva, sistemas de calidad y aceleración del ingreso al mercado; todos éstos, necesarios para satisfacer la demanda de soluciones de limpieza críticas para instalaciones de atención médica.

La guerra contra el coronavirus

La producción de Sporicidin en Milliken comenzó el martes 12 de mayo. Como refiere Halsey M. Cook, presidente y director ejecutivo de Milliken & Company, la asociación entre las dos compañías se dio de manera organizada. 
Esta alianza nos hizo configurar rápidamente las capacidades de fabricación y resolver problemas para nuestros clientes y comunidades”.
Cubriendo todos los requisitos de la EPA y protocolos de adiestramiento para fabricar el desinfectante, Milliken implementó rápidamente un proceso técnico intensivo que asegurase un producto de alta calidad e hiciera frente a la crisis sanitaria provocada por la pandemia de coronavirus que desde finales del año pasado amenaza al mundo. 
 

Categorías
Equipos Auxiliares Industria 4.0 Mercados Robots Tecnología

La era de los robots colaborativos apenas comienza 

Trabajar con robots colaborativos es toda una experiencia, asegura Manuel A. Sordo, General Manager para Latinoamérica de Universal Robots. Los cobots, como también se le conocen en la industria Manufacturera, tienen la capacidad de coexistir de manera segura con los humanos, ocupando el mismo espacio.
Según estudios recientes de la firma MarketsandMarkets, se estima que el mercado global de robots colaborativos tendrá un valor de 12.3 mil millones de dólares para 2025, con una tasa de crecimiento anual compuesta de más del 50%. ¿Pero de dónde proviene ese potencial? 
De acuerdo con el directivo, si bien la tecnología de automatización robótica ha evolucionado con los años para satisfacer las demandas de producción industrial de alto volumen, también lo hace para crear cobots más pequeños, como el UR3 de Universal Robots.
Tal y como se ve en el mercado, estas soluciones de automatización cambian las reglas del juego para fabricantes más pequeños: aumentan la productividad, reducen costos operativos, además de que mejoran la seguridad y la tasa de retención de los empleados.

Un mejor ambiente de trabajo

Ante la falta de mano de obra calificada, los robots colaborativos pueden ser excelentes colegas; un hecho que, por cierto, aprovechan los pequeños fabricantes que operan en países de alto costo laboral que están más cerca de sus clientes finales. 
Queda claro, por ejemplo, que un cobot no sólo reduce la necesidad de mano de obra, sino que también trabaja incansablemente y con mayor calidad, permitiendo al personal técnico enfocar su tiempo en áreas en la que no había tenido oportunidad de profundizar.
En términos de eficiencia, cabe destacar que, en el pasado, configurar un robot industrial tomaba días o semanas. Hoy, las cualidades plug-and-play de los cobots los hacen fáciles y más rápidos de instalar.
Comparados con sus contrapartes convencionales, los avances tecnológicos hicieron que los cobots sean mucho más intuitivos en programación directa y en la interfaz de pantalla táctil, entre otros, lo que permite a los operadores sin experiencia programar rápidamente el robot.

Automatización robótica 

Actualmente, los grandes corporativos también disfrutan de los beneficios de los cobots: Así lo demuestra la industria Automotriz, sector que tiene un alto grado de automatización en el taller de chapa y pintura, acabado final y ensamblaje. 
Mientras los humanos agregan toques finales al vehículo, los robots realizan tareas más repetitivas. Proveedores como Continental, utilizan cobots para mantener la flexibilidad y aumentar la productividad en sus plantas alrededor del mundo.
 
 

Categorías
Top

¿Cómo activar la entrega a domicilio durante el COVID-19?

Después de la Segunda Guerra Mundial, es probable que la pandemia de COVID-19 sea el desafío más grande que la humanidad experimenta en tiempos modernos. Esta situación, no sólo trae consigo problemas económicos o de salud importantes, sino una crisis en los modelos de negocio. 
Compañías, como cadenas de restaurantes y otras cuya actividad ronda la entrega a domicilio, han tenido que plantearse nuevas estrategias de delivery que eviten a toda costa el contacto con el consumidor. Los protocolos durante el COVID-19 se han transformado y, según especialistas, esto apenas comienza. 

Desafíos que hay que sortear 

Siendo el sector restaurantero y de alimentos el más afectado por la pandemia, de acuerdo con cifras de los censos económicos 2019 por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), se contabilizó en el país 610 mil 590 restaurantes y cadenas de servicio de comida, tanto de grandes empresas como de pequeñas fondas o comercios familiares.
De ahí que el servicio a domicilio se haya convertido en la solución ideal para esta industria, puesto que el delivery ofrece alimentos de forma práctica a muchas familias y, sobre todo, a grupos vulnerables como personas mayores y enfermos.
No obstante, para una entrega segura, un factor clave es seguir pasos específicos que van desde la preparación hasta el momento de entrega a domicilio. Una guía de lo que se tiene hacer, se resume puntualmente en las recomendaciones de Carvajal Empaques a restaurantes y personas que busquen implementar protocolos de seguridad durante la contingencia sanitaria por COVID-19, y aún después de superar la crisis.

Acciones en concreto

Ante la emergencia sanitaria, para mantener actividades en los sectores de alimentos y bebidas, son cuatro las recomendaciones que las empresas de comida deben seguir: 
1) Restaurante, la salud de repartidores, usuarios y personal debe ser prioridad; operar sólo con los colaboradores indispensables para atender la demanda estimada: implementar controles al ingreso, medir la temperatura, evitar pagos en efectivo; minimizar cualquier contacto.  
2) Preparación, contar con todas las medidas de seguridad alimentaria; muchos cuentan ya con un procedimiento estricto; incluir el uso de mascarillas, cofias de protección para el cabello y guantes desechables que deberán ser sustituidos con frecuencia. 
De forma adicional, mantener envases para la comida en una zona aislada y las bolsas de empaque cerradas hasta su uso, así como desinfectar tabletas con soluciones a base de alcohol y/o detergentes neutros. 
3) Entrega, respetar los procesos de desinfección de bolsas, cajas, mochilas, cascos, guantes, entre otros, con la mayor frecuencia posible. 
4) En función de evitar todo contacto entre repartidor y cliente, invitar al consumidor a llevar a cabo las siguientes indicaciones: Tener preparado los platos o recipientes donde se colocarán los alimentos, Hacer traspaso de los alimentos con utensilios limpios, Separar por material y colocar en la basura todos los empaques para poder desecharlos y contribuir a la cadena de reciclaje, Limpiar la superficie donde se apoyó la bolsa, caja o envase, Lavarse las manos con agua y jabón (alrededor de 20 segundos) y ¡Disfrutar de la comida!
 

Categorías
Negocios y Capital Humano

Logística y comercio electrónico en tiempos de COVID-19

Según expertos, como consecuencia de la contingencia sanitaria por COVID-19, la recuperación económica podría ser lenta. Sin embargo, aseguran que la colaboración entre las empresas será un factor determinante para mejorar los ingresos empresariales y estabilizar las perspectivas futuras.
Como refiere Michael Cuesta, director de marketing de UPS México, para operar con eficacia y mantener la competitividad en un mercado golpeado por la pandemia de COVID-19, las PyMEs requieren de una red logística global confiable y plataformas digitales que las mantengan conectadas con sus clientes en México y en todo el mundo. 
Por su parte, y en relación a las compañías en desarrollo, Rosalva Rivera, gerente de mercadotecnia de UPS, menciona que el éxito de éstas se liga de manera importante no sólo con el producto, sino con el servicio que ofrecen al cliente, así como a la logística y al empaque, sobre todo en comercio electrónico, donde el ambiente es muy competitivo y el envase y embalaje se convierte en la carta de presentación de las empresas.
En este sentido, apunta: “es determinante que los dueños de pequeños negocios aprendan sobre regulaciones de exportación, documentación, e-commerce y requisitos de empaque, entre otros”

La seguridad del producto es prioridad

Para una mejor experiencia del cliente no basta con que el producto sea bueno y cubra las necesidades del consumidor; si lo que se busca es ser competitivo en e-commerce –mercado que venía en crecimiento y que se fortaleció por el COVID-19–, se deben proteger los productos con empaques específicos y consideraciones que eviten daños durante el traslado.
Ante este escenario, Rosalva Rivera propone hacer un ejercicio de planeación y tomar en consideración cuatro puntos clave: 
1) Caja: para definir las medidas y el tipo de material se debe considerar el tamaño del producto y las cantidades a enviar. 
2) Evitar daños: lo recomendable es dejar al menos dos centímetros de espacio entre el artículo y sus laterales y reforzar los bordes del paquete. Para proteger el producto de posibles impactos, también se puede colocar una o dos capas de hule burbuja o cacahuate antiestático.
3) Sellado: utilizar cinta de seguridad en la parte superior e inferior de la caja.
4) Etiquetado: para asegurar que el paquete llegue a su destino, la etiqueta debe contener toda la información del envío. Se debe colocar la etiqueta en un lugar visible y liso para evitar que se desprenda.
“La etiqueta también se aprovecha como una herramienta de promoción. Por ejemplo, para elevar el posicionamiento de la marca, o impulsar las ventas, se pueden personalizar las etiquetas de envío. Además de ser un elemento diferenciador, esta herramienta se presenta como una opción de ahorro y valor agregado”.
 

Categorías
Industria Noticias

El plástico amplía los grados de libertad

El plástico mitiga la propagación del COVID-19, asegura Mauricio Yánez, Sales Manager en Polymer Solutions. Según explica, muchas ciudades han derogado sus prohibiciones, pues, ante la pandemia, las bolsas de plástico contienen, entre otras cosas, los residuos biológicos infecciosos.
De acuerdo con el directivo, en Perú se promueve el uso de bolsas de plástico con tecnologías antimicrobianas benéficas para el medio ambiente y que se puedan degradar mucho más rápido que una bolsa convencional.
Toda la Industria del Plástico hoy debe de estar funcionando al 100%; es nuestra primera línea de contención para tener productos seguros, inocuos, sin contaminantes; la industria del Reciclado es fundamental, sobre todo en estos momentos; podemos hacer bolsas de material reciclado para contener los residuos”.
El empaque de alimentos –destaca– es de los más favorecidos en el mercado por tratarse de la primera barrera que garantiza al consumidor productos libres de contaminación.
Ahora bien, ante los grandes desafíos, como las regulaciones y las consecuencias del COVID-19, apuntó: “Tristemente vemos que empresas que hacían bolsas para basura, hoy están haciendo bolsas para cuerpos a fin de contener enfermedades y preservar la salud”.
Además, en el caso de los plásticos frente a otros materiales, hizo hincapié en que las autoridades, antes de aprobar una ley, deberían considerar datos duros, como los que ofrece un análisis de ciclo de vida.
Nuestros legisladores deben entender que una legislación debe mejorar una situación ya sea ambiental o de salud, y no nada más hacerla por votos; si eliminas la bolsa de plástico en este momento, se pone en riesgo la salud de mucha gente que distribuye productos o la salud de los que recogen nuestros residuos”.
Asimismo, sentenció que, ahora más que nunca, se hace esencial el replanteamiento del verdadero problema, y es que, a decir de Mauricio Yánez, es el incorrecto manejo de los residuos lo que ocasiona, por ejemplo, la contaminación de los océanos.
Sobre este punto, es importante mencionar que la incorrecta disposición de los materiales plásticos evita el reciclaje de los mismos a través de los procesos disponibles en el mercado.
Un producto pre-empacado en plástico le da confianza al consumidor por temas de inocuidad, además, para el personal que recoge la basura, ver un bolsa de plástico conteniendo los residuos le da seguridad”.

 

Categorías
Top

Industria de la construcción: Situación actual frente al COVID-19

La industria de la construcción enfrenta nuevos retos y oportunidades ante la contingencia debido al COVID-19, razón por la que nos dimos a la tarea de entrevistar a Luis Eduardo Muñiz, director de Proyectos de MUGO, constructora con sede en Monterrey, Nuevo León, quien nos ayuda a aclarar nuestro panorama acerca de la situación actual de la industria de la construcción por el COVID-19; cuáles son los retos que el sector sortea, cómo le está haciendo frente y qué es lo que se espera en un futuro ante la transición hacia la nueva normalidad.
El ingeniero nos comenta que “alrededor del 85% de la industria de la construcción se ha visto frenada desde que se declaró la contingencia sanitaria por el COVID-19”. 
Para entrar en contexto con el tema, nos explica que la industria de la construcción se divide en dos sectores: el público y el privado. La construcción pública está ligada directamente al gobierno, ya sea municipal, estatal o federal; en cambio, la construcción privada es la derivada de la inversión de personas físicas o morales, ya sean nacionales o extranjeras.
Por indicaciones de la Secretaría de Salud, el primer sector que paró operaciones ante el COVID-19 fue el privado y únicamente continuó en operación la obra pública, esto por los compromisos de entrega que ya se tenían establecidos. Sin embargo, conforme la situación se fue agravando, también se tuvo que frenar la obra pública, situación que duró hasta el 3 de mayo, ya que el 4 de mayo comenzaron las operaciones para la construcción del Tren Maya.

Complicaciones con la cadena de suministro

En MUGO, como constructora privada, frenaron operaciones por el COVID-19 desde el momento en que se dio la indicación a nivel federal; ya que, aunque quisieron continuar operando con todas las medidas sanitarias, ya se presentaba un nuevo impedimento: los proveedores, quienes al suspender actividades, frenaron automáticamente la operación de la construcción.
Las principales afectaciones a raíz de la crisis sanitaria por el COVID-19 para la industria de la construcción privada se encuentran en la cadena de suministro, lo cual aumenta las complicaciones para operar. Luis Eduardo Muñiz nos comparte que en este momento todo funciona bajo oferta-demanda, los proveedores están limitando los suministros, hay productos y materiales que hoy en día son difíciles de encontrar, entre los que destacan arena, cemento, block y concreto, lo anterior debido a la escasez, puesto que hubo fábricas que frenaron o limitaron sus actividades o incluso, algunas otras, las pararon por completo.
Aunado a esto, sumando el alza del dólar, los costos tuvieron un incremento de hasta 25%, en tan solo un par de meses.
Es importante mencionar que en México, la industria de la construcción es para el sector plástico un importante consumidor, participando con alrededor de 15% de consumo para sus operaciones. Sin embargo, aún no destacan los impedimentos para avanzar en materia de construcción a raíz de limitaciones por parte de proveedores de productos plásticos, tales como tuberías, cables, aislantes, acabados, entre muchos otros, para los que se utiliza principalmente el PVC (Policloruro de Vinilo) y el HDPE (Polietileno de Alta Densidad). 

La reinvención de la industria de la construcción

El COVID-19 ha hecho a los constructores replantear su situación actual y transformar los grandes retos que enfrentan en oportunidades, pero ¿cómo lo están haciendo? De acuerdo con nuestro entrevistado, se están reinventando en todos los sentidos: “hemos tenido que reajustar costos, cambiar materiales por otros que ofrezcan la misma calidad y reprogramar suministros, así como modificar programas de obra y financieros”.
Además de implementar todos los cambios operativos que conllevan hacer un ajuste de estrategia, la industria de la construcción suma a sus acciones de reinvención la implementación de las medidas sanitarias necesarias para hacer frente al COVID-19 y poder continuar, en la medida de lo posible, con sus labores con el menor riesgo de contagio y propagación del latente virus.
Industria de la construcción: Situación frente al COVID-19En el caso de MUGO, Luis Eduardo Muñiz nos comenta que los principales cambios hacia la nueva normalidad fueron:  

  • Reajuste de horario para el personal de obra, recorriendo su entrada y salida con el fin de evitar que se trasladaran en transporte público en horarios concurridos.
  • Trabajo desde casa para el personal de oficina (compras, costos, proyectos y administración).
  • Proporcionar a la plantilla en general los instrumentos básicos de prevención y desinfección, como cubrebocas, caretas, gel antibacterial, guantes, botas, entre otros.

La fecha que el gobierno indicó para que la industria de la construcción se reintegrara a las actividades laborales de campo fue el pasado 11 de mayo, con las siguientes medidas sanitarias para prevención del COVID-19: desinfección del área de trabajo, trabajar bajo una sana distancia, uso de cubre bocas, lavado frecuente de manos y chequeo diario de síntomas a cada persona. Estas medidas, aunadas a las de cambios de horario para los trabajadores de obra y trabajo en casa para los empleados de oficina, estarán vigentes hasta que la autoridad sanitaria comunique que ya no son obligatorias, aunque se prevé que algunas ya permanezcan por tiempo indeterminado, como el uso de cubrebocas y lavado de manos frecuente.

¿Cómo pinta el futuro de la industria de la construcción?

Para concluir, preguntamos al ingeniero qué perspectivas vislumbra para la industria de la construcción, conforme vamos saliendo de la crisis sanitaria por el COVID-19, a lo que nos comparte: “La economía será de una manera distinta a como la conocíamos. La economía interna intenta despertar después de esta pausa pero está con miedo y limitaciones. En el semestre que queda del año 2020 la inversión parece que será muy escasa, ya que hay mucha obra en proceso, hay producto sin terminar, los costos subieron y las ventas disminuyeron. Ahorita el plan que se está siguiendo es finalizar lo que se tiene iniciado y esperar a que mejore la economía en general, pero no se puede asegurar nada aún; ya se tomarán decisiones de cómo sobrellevar la empresa sobre esta crisis sanitaria y en las secuelas que nos dejará”. 
Sin duda, la contingencia por el COVID-19 deja un gran aprendizaje y un enorme reto para el futuro inmediato de la industria de la construcción. La capacidad de reacción y acción de las empresas de este ramo será sumamente importante para su subsistencia. Está muy claro que lo que se planeó para el 2020 no se pudo concretar, pero tomando las medidas y acciones necesarias, sin desviarse de su objetivo, esta importante industria podrá avanzar, superando cada reto que la pandemia ponga a su paso, hasta llegar a sus metas.  
 

Categorías
Industria Noticias

Sorprende venta de maquinaria en crisis por COVID-19

Como consecuencia de la crisis sanitaria por COVID-19 –que obligó a las empresas en la categoría no esenciales a detener operaciones–, la producción y la adquisición de nuevos equipos disminuyó considerablemente. 
Hoy en día, por ejemplo, causa sorpresa y hasta admiración escuchar sobre la venta o la adquisición de una nueva maquinaria, o bien, de soluciones tecnológicas para la transformación del plástico.
Recientemente Processing Technologies International (PTi) anunció la venta de una de las líneas de extrusión de láminas de su Centro de Desarrollo Tecnológico (TDC). Con esta solución los transformadores pueden realizar pruebas del proceso de extrusión de láminas en equipos de producción nuevos.

Alianzas que trascienden 

PTi y Grupo Janfrex, su agente de ventas con sede en México, comenzaron a trabajar juntos en octubre pasado y seis meses después, a pesar de los pronósticos poco alentadores de economistas y analistas financieros como una consecuencia de la crisis sanitaria, han vendido con éxito su primera línea juntos. 
El comprador, Laminados Extruidos Plásticos –también conocido como Laminex–, es uno de los mayores proveedores de láminas extruidas en México.
A propósito de los desafíos actuales: pandemia de COVID-19 y colapso en el mercado del petróleo, Laminex fue fundada durante la crisis económica mexicana de 1993, por lo que, a decir de los directivos, la industria y la compañía superarán cualquier obstáculo actual y futuro.

Áreas de oportunidad

Mudarse a nuevos mercados para atender la creciente demanda de productos plásticos con los que se hacen frente al coronavirus es una tendencia actual en la industria.
Hoy por hoy, la producción de cubrebocas, caretas y otras aplicaciones médicas destacan a todas luces por su alta demanda, no solo en clínicas y hospitales, sino en todas las áreas, como academia, gobierno y sociedad civil.
No obstante, y de acuerdo con la empresa Laminex, la nueva línea de extrusión de PTi eventualmente respaldará la producción de láminas dentro del Grupo para atender a los sectores de envase y embalaje, automotriz, construcción, entre otros, que han tenido que hacer pausa. 
Sobre este punto, cabe destacar que PTi se encuentra en las etapas avanzadas de fabricación de la próxima versión de su sistema de extrusión de láminas TDC Line 1, que contará con su última tecnología para capacidades de múltiples resinas, como PET (Polietilén Tereftalato), PLA (Ácido Poliláctico), polímeros PP (Polipropileno), PS (Poliestireno) y PE (Polietileno).